Pasan lentos los días 15

Cecilio Fernández Bustos

 

 

Ramillete 15

Pero siempre nos quedará la siesta, que es como la quintaesencia del verano, para reencontrar los pequeños placeres perdidos «a la hora en que el bosque muere en oro».

Aurora Luque

 

201) Cúanto esfuerzo hacen algunos políticos para convencernos de que no queremos lo que queremos.

202) El lugar de la razón no es el lugar de la religión.

203) Habla poco. Pero procura que tu palabra brote de ti y vuele, tome cuerpo y se haga voz.

204) Pensamiento y palabra, ¡qué dos herramientas para vivir!

205) Sí, tú y yo también formamos parte de la historia. Es decir, además de tantas otras cosas, somos historia.

206) La libertad no incluye en su esencia ningún tipo de explotación. Tampoco supone ningún tipo de servidumbres y el hombre no ha de postrarse nunca ante el hombre.

207) Erosionados y confusos por los vaivenes de las ideologías, vivimos aprisionados por una larga sombra que eclipsa nuestras mentes. Y, como aquella estúpida canción de los años cincuenta, todos queremos más.

208) El respeto es la base de la convivencia.

209) La felicidad puede que sea un resumen de aquellos momentos de plenitud y bienestar acumulados a lo largo de nuestra vida.

210) Ignoro tantas cosas: ¡qué difícil, pues, saber si soy libre!

211) El arte ayuda al artista a transformar las percepciones que le llegan de la realidad. Así, la fuente de inspiración es el limitado conocimiento de la realidad y su forma de ser vista por el artista. De este modo podemos considerar la hipótesis de que todo creador sea un mero intérprete y transformador —visionario— de la realidad.

212) Pese a tanto cacareo solemos engañarnos muchas veces, incluso el sabio también yerra. Ahí, a la hora de afirmar, conviene ser muy pudorosos y, aunque alguna vez hablemos, lo mejor es seguir reflexionando y observar las cosas incluso por el envés.

213) Es posible que tengas talento, que domines el estilo y que seas trabajador. Todo eso es bueno, qué duda cabe, pero si no lo haces volar en una cometa de simple papel ¿de qué te sirve? Tal vez, querido amigo, te falte una pequeña medida de ingenio o sensibilidad.  

214) Ser libres no es lo mismo que sentirse libres.

215) Sin hombres no habría ciudad, ni calles, ni habitaciones: ¿qué existiría sin hombres?        

Anuncios

4 comentarios

Archivado bajo De este caminar

4 Respuestas a “Pasan lentos los días 15

  1. Cecilio, sigue regalándonos tu pensamiento y tu palabra, que también nos sirven a los demás como herramienta para ir desbrozando el vivir.

    • cecibustos

      Alberto, amigo: cuando escribo estas palabras, es como si echaran a volar bandos de tórtolas y no hubiera red que detuviera su vuelo. ¿Dónde se posarán?
      Gracias,
      Un abrazo

      • Rocío Wittib

        Cecilio, perdón que entrometa. Pero yo creo que se posan en quienes te leemos. En mí ya hicieron nido. Una vez más, gracias por tus palabras.

        Un beso.

  2. cecibustos

    Beatriz:
    No son las tórtolas, ni su vuelo. Es la emoción del vuelo. Y, claro está, la huella de ese vuelo.
    Muchas gracias.
    Un beso

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s